Grupo Legislativo
Partido Revolucionario Institucional

Portal Oficial

PRI

QUE DEVUELVA MONTERREY COMODATO A LA DELEGACIÓN DEL INAPAM

21 de Octubre 2014

GUSTAVO-FERNANDO-CABALLERO-CAMARGO-glpri

Autor: Grupo Legislativo PRI

DIPUTADA MARÍA DOLORES LEAL CANTÚ.

PRESIDENTA DEL CONGRESO DEL ESTADO DE NUEVO LEÓN

PRESENTE.

Los suscritos ciudadanos Diputados integrantes del Grupo Legislativo del Partido Revolucionario Institucional a la LXXIII Legislatura al Congreso del Estado, en ejercicio de las atribuciones establecidas en la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Nuevo León, en sus artículos 68 y 69, así como los diversos 102 y 103 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso del Estado, presentamos a esta Soberanía, Punto de Acuerdo, al tenor de la siguiente:

 

Exposición de Motivos

Cuando se habla de discriminación, usualmente se piensa en una acción de segregación de otros individuos, que es premeditada, fundamentada en prejuicios sobre la negatividad  o inferioridad de determinados rasgos, caracteres o ideas particulares de algunos individuos. Sobre esta concepción de discriminación, se han basado las políticas públicas que luchan contra la discriminación de todo tipo.

Sin embargo, existe otra forma de discriminación, que es menos evidente, pero usualmente destructiva: la discriminación por omisión. Ésta consiste simplemente en no tomar en cuenta a un determinado grupo social al momento de llevar a cabo las diversas acciones y políticas sociales, por lo cual, algunos grupos quedan fuera de los beneficios que legítimamente les corresponde como ciudadanos, pero no es debido a una actuación premeditada e intencional, sino por la insuficiente visión respecto a los medios que deben estar disponibles para que las personas puedan acceder a la satisfacción de sus necesidades.

Detrás de toda discriminación, se esconde una ofensa a los derechos humanos de los individuos discriminados.

Con esto en mente, deseo abordar la problemática que enfrentan los adultos mayores en la ciudad de Monterrey, al momento de tratar de hacer uso de las instalaciones de la Delegación Federal del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores.

Por todos es conocida esa historia. Durante el transcurso de la pasada Administración Municipal de Monterrey, fue necesario trasladar las instalaciones de dicha Delegación a zona del Barrio Antiguo, en el cruce de las calles de Mina y Padre Mier, ya que el proyecto de remodelación de la Alameda, lugar donde se ubicaban las instalaciones, no contemplaba la permanencia de esta delegación, a pesar de que  inicialmente, había un contrato de comodato que brindaba a la Delegación del INAPAM, la oportunidad de prestar ahí sus servicios hasta el año 2017.

En este lugar, no solo se ofrecía el servicio de expedición de la tarjeta del INAPAM, sino que, además, por estar habilitado con todos los accesorios, construcciones y adecuaciones necesarias para garantizar el traslado de los adultos mayores dentro del edificio y su alrededores, era ideal para que dentro se llevaran a cabo diferentes actividades para el sano esparcimiento de los adultos mayores, adecuadas a sus capacidades y gustos. En pocas palabras, este era un lugar donde ellos podían vivir a plenitud, con alegría y a su propio ritmo, su tiempo de madurez.

Sin embargo, la reubicación del recinto supuso un retroceso respecto a las condiciones de bienestar que se tenían, ya que las condiciones de las calles y las banquetas que rodean las instalaciones, no permiten que los adultos mayores puedan llegar hasta el lugar. Aunado a esto, el lugar que fue prestado a la Delegación, no reúne las condiciones de espacio necesarias para que vuelvan a llevarse a cabo las actividades antes realizadas de la misma manera.

En este punto, han comenzado a cruzarse diferentes argumentos para buscar un responsable único por este hecho que a todas luces es injusto: se habla del Municipio, el Estado o la Federación como responsables de procurar que las instalaciones y sus alrededores cumplan con todas las medidas que permitan su adecuado uso. No obstante, los invito a que veamos aún más lejos. Los convoco a que ampliemos nuestra visión y la despojemos de tintes partidistas.

Es momento de actuar como un factor de unión, no de discordia. ¿Para qué buscar culpables y enturbiar más el debate? ¿Acaso repartir acusaciones devolverá la felicidad a nuestros adultos mayores?

Sabemos que gracias a las gestiones de la Ciudadana Mercedes de la Peña, luchadora de 85 años de edad y que es usuaria de los servicios del Instituto, el Municipio de Monterrey ha prometido analizar opciones para reubicar la Delegación del INAPAM.

Es el momento de respaldar la actuación valiente de esta ciudadana y convocar desde esta tribuna a las autoridades para que en forma armónica, se coordinen dentro de sus respectivos ámbitos de competencia para que, de forma urgente, provean lo necesario en infraestructura urbana,  adecuaciones viales, señalizaciones y cualquier otro necesario a fin de que los adultos mayores usuarios de los servicios de la Delegación del INAPAM en Monterrey, puedan disponer de un espacio digno, suficiente y apropiado para el correcto disfrute de los servicio que les ofrece esa institución pública.

Por todo lo anterior, es que les solicito que se sumen a este punto de acuerdo y pido a la Presidencia que someta en este momento a consideración del Pleno el siguiente punto de

Acuerdo

 

PRIMERO.- La LXXIII Legislatura al Congreso del Estado de Nuevo León, convoca de manera respetuosa y urgente a la Delegación del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores en el Estado y al Municipio de Monterrey, para que en forma armónica, se coordinen dentro de sus respectivos ámbitos de competencia a fin de proveer lo necesario en infraestructura urbana, adecuaciones viales, señalizaciones y cualquier otro necesario a fin de que los adultos mayores usuarios de los servicios de la Delegación del INAPAM en Monterrey, puedan disponer de un espacio digno, suficiente y apropiado para el correcto disfrute de los servicio que les ofrece esa institución pública.

 

SEGUNDO.- La LXXIII Legislatura al Congreso del Estado de Nuevo León, exhorta atenta y respetuosamente al Municipio de Monterrey, para que considere la posibilidad de devolver a la Delegación del INAPAM, el comodato del inmueble ubicado en la Alameda y en el cual, venía prestando sus servicios, procurando que dicho comodato abarque hasta el año 2017, según los términos del contrato inicialmente firmado para este fin entre el Municipio y la Delegación del INAPAM.

 

TERCERO.- Se remite copia del presente punto de acuerdo a la Delegación del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores en el Estado y al Municipio de Monterrey, a fin de que tengan pleno conocimiento de las razones que motivan la presente solicitud.

 

Grupo Legislativo del Partido Revolucionario Institucional
PRI

Grupo Legislativo PRI

8150-9500
glpri@hcnl.gob.mx

2021© Grupo Legislativo Partido Revolucionario Institucional, Nuevo León.

Toda la información, imágenes y/o ligas publicadas en este portal son responsabilidad exclusiva del Grupo Legislativo PRI Nuevo León.

Visítanos, el H. Congreso de Nuevo León es tu casa.